Saltar al contenido

¿El uso del internet afecta el cerebro humano?

Que durante los últimos 10 años, te hayas expuesto constantemente al uso del internet. Ya sea por medio de una computadora, laptop, dispositivo móvil, Tablet, etc., el uso del internet actualmente es casi inevitable, y más si se vive en un país desarrollado. Pero ¿alguna vez te has preguntado si el constante uso del internet ha afectado el funcionamiento de tu cerebro?

Es un hecho que la tecnología ha tenido un tremendo impacto en el ser humano como especie; ha permitido que este transforme la manera en cómo se comunica, la forma en cómo tiene relaciones sociales y sobretodo la búsqueda de información. Aunque esto es tan solo una pequeña parte de lo que el internet ha transformado, siguen habiendo aspecto que no se tratan como se debe.

Uno de esos aspectos es si en realidad el internet tiene algún efecto sobre el funcionamiento del cerebro. Pues gracias a investigaciones recientes realizadas por investigadores de universidades en estados unidos, se ha podido llegar a una posible conclusión.

Estos investigadores han establecido una hipótesis en el que la neuroplasticidad de alguien expuesto al uso de internet puede cambiar con el paso del tiempo. Esto se traduce a que las lecciones y experiencias obtenidas de esta herramienta tendrán un impacto en el cerebro a largo plazo.

Claro que para lograr obtener resultados, se tuvo que tener en cuenta varias áreas en específico;  capacidad de concentración y atención, procesamiento de la memoria y la cognición social. Tras analizar estor tres parámetros, se pudo determinar si el impacto que tiene el internet en una persona  es perjudicial o lo beneficia de alguna manera.

Índice de contenidos

Uso del internet y algunas áreas en específico

Uso Del Internet4

Es un hecho que si eres una persona que está acostumbrada a realizar multitareas, obtienes mejores resultados. Por increíble que parezca, alguien que decide ser multifacético con el uso del internet no mejora la condición de esta. Lo más probable es que la persona se vuelva propensa a distraerse si intentar hacer multitareas.

Esto es algo normal ya que constantemente hay mensajes e información que el cerebro instintivamente absorbe. Sin mencionar el hecho que hay diferentes formas de atraer la atención del usuario con simple publicidad.

Por otra parte, se realizó un estudio en cuanto a la memoria. En comparación con generaciones pasadas, actualmente hacemos uso del internet y de la tecnología para el almacenamiento de datos e información.

De cierta manera esto resulta beneficioso para cualquier persona que hace uso actual del internet. Básicamente dejar de almacenar datos e información le permite al cerebro poder concentrarse y enfocarse en otras tareas y actividades; vuelve a la persona alguien productivo y puede llegar a cumplir fácilmente sus objetivos.

Uso del internet en la parte social

Es imposible hablar del internet sin tener que tocar el tema social. Tras varios estudios en este campo, se pudo determinar que el cerebro humano procesa las interacciones que este tiene con otro usuario de una forma muy parecida que en la vida real. Esto puede resultar algo controversial.

Pues para aquellos que son de una edad avanzada, resulta beneficioso para la lucha contra la soledad. Pero en el caso de los jóvenes, pueden llegar a desarrollar sentimientos de rechazo dado a que estos son más susceptibles en cuanto a relaciones sociales se trata.

Por otro lado, algunos aseguran que el constante uso y exposición al internet  puede desarrollar en la persona un pensamiento muy superficial. El cerebro humano debe estar alimentándose de información poco ambigua, no de datos complejos y manipulados.

Claro que todo lo mencionado hasta los momentos va a depender de la capacidad cerebral de cada quien. Aunque haya sido un estudio, hay que tener en cuenta que este no aplicada para cada persona en el planeta. Mientras que alguien puede ser completamente ineficiente en realizar multitareas frente a una computadora, a otro le resulta más fácil serlo con las herramientas adecuadas.

Todo dependerá de la fortaleza mental de cada quien y de cómo el individuo se deja afectar por el uso del internet. Lo que sí es un hecho es que se tiene que tener presente que la exposición a internet puede afectar a largo plazo nuestra forma de ser.