Saltar al contenido

Todo sobre el pastor belga

El pastor belga es uno de los animales caninos más hermosos del mundo. Tiene un desarrollo cognitivo increíble y anatómicamente cuenta con los recursos necesarios para desatar su gran reserva de energía. En Bélgica es una de las razas de perro mas importante y un compañero fiel y respetado.

¿Te gustaría entender mejor a estos canes? Es hora de contarte todo sobre el pastor belga.

¿Qué debes saber sobre el pastor belga?

Pastor Belga1

Es importante que prestes atención a estas características:

Personalidad del pastor belga

Si hablamos del carácter del pastor belga, es necesario resaltar que este se forma en sus primeros meses de vida, cuando el can aún es un cachorro. Aunque se trate de un perro generalmente tranquilo, tiene una gran reserva de energía que debe ser tratada.

Es un perro muy activo, siempre dispuesto a estar en movimiento, hacer ejercicios, jugar y demás. Su temperamento es amigable pero suele ser muy apegado a sus dueños, por lo que se le adjudica una actitud sobreprotectora que si no se maneja adecuadamente puede resultar en agresión.

Este perro es cariñoso y demandante de atención, por lo que es perfecto para estar con niños y en entornos familiares.

Anatomía del pastor belga

Si nos referimos al físico del pastor belga, todavía hay mucho que decir. Para empezar hay variedades de esta raza y cada uno tiene algunas características diferentes.

En líneas generales, el pastor belga posee una estructura bastante fuerte y capaz de brindarle la versatilidad necesaria para aguantar su agitado estilo de vida energético. Tiene músculos fuertes que deben cultivarse con ejercicio físico.

El tamaño de su cuerpo es mediano, aunque sigue siendo uno de los ejemplares más grandes. Sus orejas son puntiagudas y tiene una cabeza alargada, similar a la del pastor alemán. Se trata de una nariz que disminuye su tamaño a medida que se acerca al final.

Generalmente posee pelo largo y lacio y un color marrón (parecido al pastor alemán), sin embargo, los hay de otros tipos: de pelo rizado, color negro azabache, etc.

Recomendaciones para adoptar un pastor belga

  • Adopta un cachorro: Conforme con otras razas, cualquier momento es adecuado para adoptar, sin embargo, como recomendación, es mejor adoptar un cachorro.

Los pastores belga tienen un sentimiento de apego hacia sus amos muy desarrollado por lo que el cambio brusco después de su infancia suele ser traumático para ellos.

  • Ejercicio físico: Debido a que es una raza muy activa, es necesario que desde pequeños se les acostumbre a realizar actividades físicas que puedan ayudar a frenar toda esa energía, mantenerlo fuerte y cuidar su sistema vascular.
  • Dales espacio y estabilidad: Si piensas que no puedes tener un lugar propio y con espacio para que se desarrolle, mejor opta por otra raza. Estos perros necesitan ambas para su desarrollo.

Los pastores belga son una de las razas favoritas de todo el mundo, por su inteligencia, afecto y disposición de servir y proteger a su amo sobre todos.

¿Adoptarías uno? ¡Déjanos tu opinión en la caja de comentarios!